ECONSCIENTES.COM ...piensa diferente, actúa diferente
Marzo 22 - Día Mundial del Agua



El Día Mundial del Agua se lleva a cabo anualmente el día 22 de Marzo como una manera de llamar la atención sobre la importancia del agua dulce, y de propugnar por una gestión sostenible de los recursos hídricos de agua dulce.

Un día internacional para celebrar que el agua dulce fue recomendada en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo (CNUMAD) en el año de 1992. La Asamblea General de las Naciones Unidas respondió designando el 22 de Marzo de 1993 como el primer Día Mundial del Agua.

La humanidad necesita agua


Una gota de agua es flexible. Una gota de agua es poderosa. Una gota de agua es más necesaria que nunca.

El agua es un elemento esencial del desarrollo sostenible. Los recursos hídricos, y la gama de servicios que prestan, juegan un papel clave en la reducción de la pobreza, el crecimiento económico y la sostenibilidad ambiental. El agua propicia el bienestar de la población y el crecimiento inclusivo, y tiene un impacto positivo en la vida de miles de millones de personas, al incidir en cuestiones que afectan a la seguridad alimentaria y energética, la salud humana y al medio ambiente.

Día Mundial del Agua 2019: "No dejar a nadie atrás"

El tema de este año es "No dejar a nadie atrás". Se trata de una adaptación de la promesa central de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible: todo el mundo debe beneficiarse del progreso del desarrollo sostenible.

Una de las metas del Objetivo 6 de Desarrollo Sostenible (ODS 6) consiste en garantizar la disponibilidad y la gestión sostenible del agua y el saneamiento para todos de aquí a 2030. Por definición, eso significa no dejar a nadie atrás.

Hoy en día millones de personas viven todavía sin agua potable –en el hogar, la escuela, el lugar de trabajo, la granja, la fábrica– y luchan por sobrevivir y prosperar. A menudo, se olvidan los grupos marginados: mujeres, niños, refugiados, pueblos indígenas, personas con discapacidad y muchos otros. O bien, se los discrimina cuando intentan conseguir y gestionar el agua potable que necesitan.

Cuando hablamos de “agua potable” nos referimos al “servicio de abastecimiento de agua potable gestionado de manera segura”, es decir, agua a la que se puede acceder en las viviendas, cuando se necesita y que no está contaminada.

Datos importantes

- 2.100 millones de personas carecen de acceso a servicios de suministro de agua potable gestionados de manera segura.

- Se estima que, para 2050, la población mundial habrá aumentado en unos 2.000 millones de personas y la demanda mundial de agua podría llegar a ser un 30% superior a la actual.

- El 70% del agua que se consume actualmente en el mundo se destina a la agricultura, principalmente a la irrigación, siendo mayor esa cifra en las zonas de gran estrés hídrico y densidad demográfica. Después está la industria, que consume un 20 % del total de agua, principalmente entre el sector energético y el manufacturero. El 10 % restante se destina al uso doméstico, siendo el porcentaje utilizado para el agua potable muy inferior al 1 %.

- Hoy en día, alrededor de 1.900 millones de personas viven en zonas donde podría darse una seria escasez de agua. Para 2050, esta cifra podría situarse en torno a los 3.000 millones de personas.

- Se estima que 1.800 millones de personas consumen agua potable de una fuente no mejorada, sin protección frente a la contaminación ocasionada por las heces humanas.

- Más del 80% de las aguas residuales generadas por la sociedad vuelve al medioambiente sin haber sido tratada ni reutilizada.

- Se prevé que el número de personas expuestas al riesgo de inundación pase de los 1.200 millones de hoy en día a unos 1.600 millones en 2050 (casi el 20 % de la población mundial).

- Hoy en día alrededor de 1.800 millones de personas se ven afectadas por la degradación y la desertificación de las tierras. Al menos el 65 % de las tierras forestales están degradadas.

- Se estima que desde 1900 se han perdido entre un 64 y un 71 % de los humedales naturales a causa de la actividad humana.

- La erosión del suelo provocada por el cultivo de la tierra arrastra todos los años entre 25.000 y 40.000 millones de toneladas de la capa arable, lo que reduce significativamente el rendimiento de los cultivos y la capacidad del suelo para regular el agua, el carbono y los nutrientes. La escorrentía, que lleva consigo grandes cantidades de nitrógeno y fósforo, también contribuye de manera importante a la contaminación del agua.

Fuente: www.un.org

Comentarios
-
Siguenos en:
Siguenos en Facebook Siguenos en Twitter
Patrocinador


Patrocinador


Patrocinador


Patrocinador


Patrocinador


Contactenos
Quienes somos

Todas las marcas, productos, emblemas y logos empleados en este lugar son marcas registradas de las respectivas compañías.


Medellín - Colombia - Suramérica
© Copyright 2004 - 2019 ® Todos los Derechos Reservados